Espanol

Habia Una Vez…

pexels-photo-413707[1]

Habia Una Vez,

Un Gobernante Soberano,

El Rey de reyes.

 

Un día, motivado por Su amor incondicional,

Este Rey Altísimo

Sacrificó su Mayor Tesoro,

~Su Único Hijo~

Para salvar a Sus enemigos de la destrucción eterna.

 

Tan grade fue Su Sacrificio y Amor, que todos

aquellos que creen en Su Nombre

tienen el derecho de ser llamados Hijos de Dios.

 

Vamos a descubrir la grandeza y amor de 

Aquel que es llamado el Altísimo,

y aprender lo que significa ser llamada

Sus Hijas…Sus Princesas.